lunes, junio 30, 2008

Entrevista en Reportajes de El Mercurio

Amigos,
Los invito a leer la entrevista que me hizo El Mercurio para la edición de ayer, domingo 29 de junio.
Espero que sea de su interés y puedan dejar comenatrios.


Domingo 29 de junio de 2008

Marcelo Trivelli (DC):
Si yo fuera Presidente...

Marcelo Trivelli fue el primer dirigente de la Concertación que se reconoce como precandidato presidencial. Plantea que el oficialismo realice primarias "multipartidos y multicandidatos". Afirma que hoy se vive el agotamiento de un ciclo político, lo cual demanda cambios urgentes.Contrario al lucro en la educación, a las grandes represas hidroeléctricas y partidario de la eficiencia máxima en la gestión de las políticas públicas, Trivelli analiza la actualidad y se pone en el hipotético escenario de estar sentado en La Moneda.

MARIELA HERRERA MUZIO

Firma las cartas como "Marcelo Trivelli. Precandidato Presidencial". En su blog ( http://www.trivelli.blogspot.com/) se presenta como "precandidato presidencial Chile 2010. Para que Chile progrese con valores".

El militante DC y ex intendente de Santiago no se aproblema en señalar que está en medio de la campaña para llegar a La Moneda o, por lo menos, para participar en una primaria que defina al abanderado de la Concertación. Primarias que, a su juicio, debieran ser abiertas, tal como opina el ex Presidente Eduardo Frei. De hecho, Trivelli se reunió en la semana con la presidenta de su partido, Soledad Alvear, para comunicarle su postura.

Desde su centro de operaciones ubicado en Bellavista, declara: "Llegó el minuto de terminar con las hipocresías y por eso es que, en vez de coquetear con la idea, yo declaro de cara a Chile y a rostro descubierto: quiero competir dentro de mi sector para ser candidato a la Presidencia de la República".

Su discurso, asegura, se basa en los valores: "El valor de la palabra empeñada, del trabajo bien hecho, del esfuerzo, de la disciplina, de la equidad; en definitiva, el valor de la verdad". El diagnóstico que entrega no es alentador para la clase política: "Estamos en una etapa de agotamiento de un ciclo político que fue la transición. Y nos agotamos en el éxito. La transición fue súper exitosa en lo político, en lo económico, en lo social y fue mérito de una generación de líderes tanto de la Concertación como de la Alianza y de los dirigentes extraparlamentarios también. Pero eso se acabó".

Apoya una primaria abierta multipartidos y multicandidatos. "Que todos los que quieran vayan a competir: Lagos, Frei, Insulza, Alvear, Trivelli, y abrámonos a otros como Fernando Flores, que fue de la Concertación; a Adolfo Zaldívar, a Tomás Hirsch".

Está consciente de que no existe "trivellismo" dentro de la DC, pero asegura que no teme competir: "Yo creo en la democracia siempre. Cuando me conviene y cuando no me conviene, porque su valor está por encima del juego del poder". Algo que no ve en la actual clase gobernante: "Para quienes hoy día están en el poder, les duele tanto la alternancia dentro de la Concertación como la alternancia entre fuerzas políticas".

Intervención de La Moneda en el conflicto de las dos listas:

"¡Patético!"

La posición de llevar dos listas de la Concertación para la elección de concejales prendió las alarmas en el oficialismo. Se habló del "principio del fin", más aún cuando las tratativas de la Mandataria y los ex Presidentes fueron infructuosas. Trivelli condena tanto el actuar del Gobierno como del PPD y PRSD.

"Al ver a la Presidenta con los ex Mandatarios en La Moneda se me vino a la memoria el politburó del Partido Comunista de la Unión Soviética, parados en el mausoleo de Lenin, el año 88, cuando se derrumbaba la órbita comunista. Las gestiones de La Moneda fueron inútiles, igual que las del politburó para detener el fin de la URSS. Porque la fuerza de los hechos de la descomposición y del agotamiento del actual proyecto es real, no es algo discursivo. Ese intento de intervenir me pareció ¡patético!".

Al ponerse en el hipotético escenario de ser él quien lleva la banda presidencial, dice: "Si yo hubiera sido Presidente le habría dicho al PPD y al PRSD 'mañana quiero arriba de mi escritorio las renuncias de todos sus militantes del Gobierno (ministros, subsecretarios, seremis, directores nacionales de servicios), porque dejaron de ser parte de esta coalición, ya veré con quién gobierno'"

"Esto no es el principio del fin, es el quiebre a la vista. Pero nadie está dispuesto a dejar de cobrar el sueldo a fin de mes. Lo que tiene unida a la Concertación es el sueldo a fin de mes".

Frente al argumento del PPD y del PRSD de generar más competencias, Trivelli retruca: "Abramos los espacios reales de competencia, por ejemplo, haciendo una segunda generación de reformas políticas: primarias en todos los niveles y una nueva ley de partidos políticos".

Gerente del aire:

"Es para darle pega a alguien"

Tras una serie de errores en la dictación de las preemergencias ambientales, a comienzos de junio la ministra del Medio Ambiente, Ana Lya Uriarte, lanzó la iniciativa de crear la figura de "gerente del aire". Su labor consistiría en ser el brazo derecho del intendente de Santiago (actualmente Álvaro Erazo).
"¿Gerente del aire? —dice Trivelli— es para darle pega a alguien y para rehuir de la responsabilidad política del intendente".
"En cambio, un intendente elegido democráticamente, que se equivoca en forma sistemática y que no hace la pega, a la próxima no lo reeligen. De una buena vez, volvamos a la ética de la responsabilidad. Cuando hablan de este gerente dicen que es para que funcione como 'fusible' ¡Si el fusible tiene que ser el jefe!. En mi época de intendente, las preemergencias las anunciaba yo, de cara a Chile y no por un comunicado de prensa".

Ley General de Educación:

"Me la jugaría por el fin del lucro"

El tema educación es al que más tiempo le dedica el precandidato. Considera que el acuerdo logrado por la ex ministra Yasna Provoste le costó el puesto. "A los Larraínes no les gustó verse en el diario con las manos levantadas", opina.

Y considera que no se ha ido al fondo del problema.

"Creo que hay que cambiar los paradigmas de la educación. Por ejemplo, tener, en el aula, un computador por niño. Si en el siglo XX Chile decidió que leer, sumar y restar eran un derecho, en el siglo XXI tener un computador y conectividad debe transformarse en un derecho. 'Es que no tenemos profesores' dicen, ¡pero si los niños aprenden solos! Además, como toda la literatura indica, las generaciones de hoy no buscan las respuestas ni en sus mayores ni en sus maestros, las generaciones conectadas las buscan en la web. El paradigma ya cambió".

"Otro cambio que promovería sería incluir clases diarias de actividad física. No digo educación física, porque tiende a ser competitiva. Yo le agregaría cosas como danzas culturales u otras expresiones de movimiento, ya que se ha demostrado que generan estimulación cerebral".

"El inglés es imprescindible. Debiéramos estimular una inmigración a Chile de profesores de inglés. Estos paradigmas cambian las relaciones entre las personas al interior de la sala". Sobre el manejo político del gobierno para sacar adelante la Ley General de Educación, cree que "fue un acuerdo que no respondía al alma de la educación pública".

"Si yo fuera Presidente me la jugaría por el fin del lucro en la educación y haría efectivas las responsabilidades de quienes han transgredido la ley en la educación superior obteniendo lucro, algo que está prohibido por ley: ¡terminemos con la hipocresía!".

Seguridad ciudadana:

"No hay voluntad de las instituciones"

El pasado 5 de junio, el titular de prensa "12 robos y asaltos en las últimas 24 horas en el barrio alto" alarmó a diferentes sectores de la sociedad. Para Marcelo Trivelli, las falencias en seguridad se deben, básicamente, a un tema de "no hacer bien las cosas":

"Lo que está pasando con la seguridad en los barrios es falta de gestión y de control de gestión. No es popular lo que voy a decir, pero como intendente me fue imposible abrir la conversación para un número único de emergencia. Se opusieron Salud, Investigaciones, Carabineros y Bomberos, porque el rol principal del número único de emergencia es control de gestión, que queda radicado en un órgano independiente. Allí se recibirían los llamados y se tendría que saber dónde está la ambulancia más cercana, dónde está el radiopatrulla, cuánto se demoran en llegar, etc. Pero aquí no hay voluntad en las instituciones".

Problema energético:

"¡Patagonia sin represas, absolutamente!"

El tema de la energía, y el cómo conseguirla, ha estado presente en la agenda nacional e internacional. Trivelli tiene claras sus definiciones.

"Chile es un despilfarrador de energía. Si tuviéramos una política expresada en las leyes de eficiencia energética como la que tiene California o algunos países de Europa, que premian el no consumo, podríamos ahorrarnos un Ralco cada dos años. Tenemos que cambiar la ley porque hoy se privilegia la hidroelectricidad represal por sobre todas las otras formas de electricidad. Así, las señales al mercado son 'construya embalses'".

En este campo, tiene una posición más cercana a los ambientalistas que al senador Eduardo Frei. "Debemos dar espacio a las energías renovables no convencionales: la eólica, la geotérmica, la de las mareas, los biocombustibles. Y como última opción, la energía nuclear y las grandes represas. ¡Patagonia sin represas, absolutamente! Por respeto al medioambiente, a los aiseninos y porque sería corriente inyectada directamente a la Región Metropolitana ".

3 comentarios:

Blanca dijo...

Hola Marcelo:
Leí la entrevista del Mercurio del día 29.06.08, cuando hablas de que las instituciones no tienen voluntad para buscar mancomunadamente una solución a la delincuencia, es cierto. Años atrás, tuve la oportunidad de conocer el 911 de Chicago, EE:UU., y mi mirada cambió con ese conocimiento, ya que el Estado gana mucho cuando reune la eficiencia de grupos especializados, y responde con mayor eficacia a la comunidad.Lo digo, porque fuí integrante de una institución policial, creo que siempre estuve adelante de mis propios pares, en cuanto a la visión país, entonces, les contaba mucho la integración y creo que hoy existe un llamado a gritos de parte de la ciudadanía a que los intereses sean dejados de lados y se contruya; sin embargo, creo que hoy por hoy sólo existen señales más partidistas,por parte de las autoridades, pero todo cae por su propio peso, debemos continuar sosteniendo que la responsabilidad social es de todos, de esa manera la fuerza para mejorar las cosas debe surgir. Necesitamos líderes visionarios.

Nicolás Dobson dijo...

Hola Marcelo:
Muy interesantes tus propuestas. Me agrada mucho la visión de Estado y de Chile que tienes. Es una lástima, que tus correligionarios no te apoyen por ambiciones personales. Estoy seguro que la DC necesita más políticos como tu, antes que personajes que solucionan sus problemas personales a través de los medios. Que horror!!
Al leerte, me doy cuenta de lo mal que estamos como país. De que el gobierno, lo único que está haciendo con su política es aumentar la burocracia en detrimiento de la eficiencia. En vez de contratar a tanta gente, debería destinar esos recursos a la gente, que es la que más los necesita.
Fuerza!!

Blanca dijo...

Estimado Sr Trivelli,

Estoy de acuerdo en todo lo que usted plantea, excepto en lo de la educación.

Cuidado con computadores frente a niños sin formación, pueden ser fácilmente una herramienta de desinformación y ante todo, tener un efecto "desrraizante" para niños que, en vez de valorar su entorno, lo único que quieren es irse lejos, hipnotizados por lo que ven.

Un computador no emite valores de ningún tipo... por eso la inversión debe estar concentrada en la preparación de profesores y en aumento de sueldos, de manera que estudiar pedagogía sea atractivo también para gente brillante!!

Y, ojo con el inglés... muy linda la idea, pero como profesora debo decir, nuestros niños aún no aprenden a hablar, leer ni escribir en español.

No es bueno empezar al revés, sobre todo con generaciones que se desligan facilmente de su cultura y terminan por no tener ningún sentimiento de pertenencia (efecto que se ve también claramente en la poca participación de jóvenes en la política).

Muchos saludos,
Blanca E. Prat Valdés