miércoles, septiembre 24, 2008

Plegaria del Estudiante


Navegando por Internet me encontré con un blog, perteneciente a Camilo Herrera, en donde se encuentra una entrada que hace referencia a un texto escrito por el biólogo y filósofo Humberto Maturana llamado “Plegaria del Estudiante”. Éste apunta a una situación que a estado durante los últimos años en la palestra de la opinión pública: La educación y la relación de los actores educativos al interior de la sala de clases.

Lo escrito por Maturana me hizo mucho sentido con lo que hemos venido trabajando en Fundación Semilla, donde capacitamos a jóvenes en técnicas de liderazgo, cuyo eje central es generar líderes y no seguidores.

También, relacioné la Plegaria con lo que hemos denominado el Nuevo Espacio Educativo, cuyo principal enfoque apunta a mejorar la estructura básica de la educación: la sala de clases. Es en ésta donde se desarrolla y construye el aprendizaje, tanto de los educadores como de los estudiantes y es, por tanto, en esa relación donde debemos efectuar las transformaciones. Si quieren profundizar más en el tema la semana pasado subí una entrada referente al tema llamada “ Nuevo espacio Educativo”. (http://trivelli.blogspot.com/2008/09/un-nuevo-espacio-educativo.html)

Los dejo con la nota y espero que genere algún cambio en ustedes y en su entorno.


PLEGARIA DEL ESTUDIANTE

¿Por qué me impones
lo que sabes
si quiero yo aprender
lo desconocido
y ser fuente en mi propio descubrimiento?
El mundo de la verdad
es mi tragedia;
tu sabiduría,
mi negación;
tu conquista,
mi ausencia;
tu hacer,
mi destrucción.

No es la bomba lo que me mata;
el fusil hiere,
mutila y acaba,
el gas envenena,
aniquila y suprime,
pero la verdad
seca mi boca,
apaga mi pensamiento
y niega mi poesía,
me hace antes de ser.
No quiero la verdad,
dame lo desconocido.
Déjame negarte
al hacer mi mundo
para que yo pueda también
ser mi propia negación
y a mi vez ser negado.

¿Cómo estar en lo nuevo
sin abandonar lo presente?
No me instruyas,
déjame vivir
viviendo junto a mí;
que mi riqueza comience
donde tu acabas,
que tu muerte sea mi nacimiento.
Me dices que lo desconocido
no se puede enseñar,
yo digo que tampoco
se enseña lo conocido
y que cada hombre
hace el mundo al vivir.
Dime, que yo tejeré
sobre tu historia;
muéstrate para que yo
pueda pararme
sobre tus hombros.
Revélate para que
desde ti pueda yo
ser y hacer lo distinto;
yo tomaré de ti
lo superfluo, no la verdad
que mata y congela;
yo tomaré tu ignorancia
para construir mi inocencia.

¿No te das cuenta
de que has querido
combatir la guerra
con la paz, y la paz
es la afirmación de la guerra?
¿No te das cuenta
de que has querido
combatir la injusticia
con la justicia,
y que la justicia
es la afirmación
de la miseria?
¿No te das cuenta
de que has querido combatir
la ignorancia
con la instrucción
y que la instrucción
es la afirmación
de la ignorancia
porque destruye
la creatividad?
Tu conocimiento
nos muestra el mundo
o lo niega,
porque es la historia
de tus actos,
o lo negará porque
despertando tu imaginación
te llevará a cambiarlo
Deja que lo nuevo
sea lo nuevo
y que el tránsito
sea la negación del presente;
deja que lo conocido
sea mi liberación,
no mi esclavitud.

No es poco lo que te pido.
Tú has creído
que todo ser humano
puede pensar,
que todo ser humano
puede sentir.
Tú has creído
que todo ser humano
puede amar y crear.
Comprendo pues tu temor
cuando te pido
que vivas
de acuerdo a tu sabiduría
y que tú respetes
tus creencias;
ya no podrás predecir
la conducta de tu vecino,
tendrás que mirarlo;
ya no sabrás
lo que él te dice escuchándote,
tendrás que dejar poesía
en sus palabras.
El error será
nuevamente posible
en el despertar
de la creatividad,
y el otro tendrá presencia.
Tú, yo y él tendremos
que hacer el mundo.
La verdad perderá
su imperio
para que el ser humano
tenga el suyo.
No me instruyas,
vive junto a mí;
tu fracaso es
que yo sea
idéntico a ti."

martes, septiembre 23, 2008

Homenaje a Monseñor Carlos González

Foto: cuando había entendimiento entre la política y los valores cristianos

A raíz de la muerte de Monseñor González, creo que el mejor homenaje que se le puede rendir es publicando una carta que le envió a los jóvenes de la Democracia Cristiana Universitaria de la Universidad de Talca en el año 2003.

Agregar que después de leerla, renuevo mi compromiso con la huella central de los principios humanistas del Evangelio. Es por ello que, junto a un grupo de amigos democratacristianos, hemos trabajado durante los últimos meses un documento que recoge el desafío de Monseñor González y que hemos hecho público en el día de hoy : "Atrévete: Para que Chile Progrese con Valores".


EL SENTIDO DE LA DEMOCRACIA CRISTIANA

Mayo, 2003


Las ideologías pasan, las respuestas a una sociedad en constante cambio se ven desafiadas a la solución de nuevos problemas, pero el mensaje del Evangelio y la dignidad del hombre como ser hecho a la imagen y semejanza de Dios siguen vigentes, y pidiéndonos respuestas que estén a la altura de los desafíos que los tiempos nos plantean.

Al recordar los tiempos de la Marcha de la Patria Joven, es conveniente preguntarse ¿Qué movía a aquellos jóvenes a hacer dicho esfuerzo?. Se sentían identificados con las respuestas que daba el Partido a los problemas de la sociedad chilena; había un diagnóstico acertado y aceptado como correcto. El país tiene hoy una problemática muy distinta a la de otros escenarios históricos, y pareciera que la respuesta que se propone se ha desdibujado; y no se ve la huella central de los valores humanistas del Evangelio, sino más bien una visión excesivamente centrada en lo coyuntural más que en lo que está en la raíz de los problemas. No se ve por parte de la democracia cristiana un recordar esos valores humanos tan centrales, los de las Bienaventuranzas, los de San Francisco de Asís.

No se ve, en términos externos, que se cuestione un sistema económico actualmente imperante en Chile, profundamente capitalista, no equitativo, no solidario, y por ello poco humanitario; esas banderas de lucha han sido, descuidadas por la Democracia cristiana. No se ve externamente, cual es la propuesta de la DC, en términos que lo diferencien de otros partidos. Ese desperfilamiento de las propuesta ha sido un motivo fundamental de los fracasos electorales de las recientes elecciones.

Es indispensable replantearse qué significa hoy un concepto de humanismo cristiano. Ello requiere previamente entender el mensaje de Jesucristo y cuáles son las características reales de las sociedad actual, distinta a los tiempos en que se fundó de la Falange y la DC. Debe actualizarse el diagnostico frente a los diversos problemas, tanto éticos valóricos, económicos, culturales y no continuar con la inercia actual de seguir únicamente en la temática de la coyuntura inmediata y las cuotas de poder que buscan mantenerse y mejorar.

El poder tiene sentido cristiano en cuanto es poder para servir, en especial a los más débiles, a los que no tienen voz, a los preferidos de Jesús. El poder no es para ascender económica y socialmente, no es sino para construir una sociedad más humana, no es para perpetuar grupos o intereses personales, sino para potenciar las capacidades de toda la comunidad nacional. La política es una herramienta de servicio, y por ello posee una capacidad de caridad a nivel masivo, en sentido cristiano, que le da a la actividad política un rango de nobleza e identidad.

No bastan las buenas maneras, no basta la habilidad, "la muñeca", sino que se requiere verdad, convicción y entrega personal, posponiendo los intereses de poder y los personalismos.

En estos tiempos el desafía para los partidos humanistas es el capitalismo excesivo, la economía del dinero por el dinero, que carece de una visión humana, social y de verdadero mercado, en que solo el dinero es lo relevante, olvidando que el sentido de la sociedad es la persona.

El actuar en política es una materia propia a los laicos de la Iglesia, y no a la jerarquía. Son principalmente los laicos aquellos a los cuales les corresponde transformar la sociedad, traspasándola con los valores y criterios del Evangelio, como la forma concreta de plasmar el Plan de Dios en esta tierra. En la medida que los laicos asuman con creatividad y lucidez la tarea de unir fe y política, se podrá materializar una sociedad que responda realmente a las propuestas valóricas implícitas en el Evangelio.

Es relevante e indispensable que se abra paso a gente con mente renovada, con perspectivas actuales, sin prejuicios, capaces de construir la política del hoy y del mañana.


Obispo Carlos González C.

martes, septiembre 16, 2008

Fiestas Patrias v/s Accidentes de Tránsito


video


Hoy haré referencia a un tema que siempre está ligado, lamentablemente, a nuestras fiestas patrias: los accidentes de tránsito. Como todos pudieron ver en las noticias o enterarse por algún amigo(a) hace dos semanas ocurrió en el norte del país una tragedia automovilística, en la cual nueve estudiantes de segundo medio que estaban en viaje de estudios perdieron la vida.

Cada vez que escucho una noticia así me imagino que es uno de mis hijos quien pudo haber estado en esa situación. Es como si perdiera algo de mí. Chile pierde valiosas vidas por imprudencia o por negligencia todos los días del año y por eso estamos tan comprometidos con nuestra campaña “No te hagas Bolsa”.

Fue en esa misma carretera donde unos años atrás fallecieron turistas que visitaban el lago Chungará y que se encontraban en un crucero anclado en el puerto de Arica.

Cada día en las carreteras y calles de Chile transitan de manera irresponsable miles de conductores. Tenemos carreteras en mal estado por donde circulan miles de vehículos. Nada les importa sus vidas ni la de los demás. Cada día tiene menos valor la vida y eso nos lleva a situaciones como de la de hoy. Más de mil seiscientas personas mueren anualmente por esta causa y siete mil quedan heridas de gravedad.

¿Cómo lograr un cambio cultural para que quienes conduzcan o tienen la responsabilidad de mantención de los vehículos o de los caminos, lo hagan con responsabilidad y no sean indiferentes a los riesgos que enfrentan en dicha actividad?

Se puede contribuir con campañas de seguridad del tránsito, pero es insuficiente. Si no podemos cambiar esta cultura de la muerte que cunde entre nosotros, es deber del Estado, como expresión del bien común, asumir su responsabilidad y ejercer con todo la fuerza de que dispone, hacer cumplir la ley.

Tenemos una ley del transito, normas para el transporte de pasajeros y estándares de vialidad, pero una fiscalización débil. Parece que a quienes corresponde aplicarla, les falta decisión y se sumen en un comportamiento que da cuenta de la mediocridad de nuestras instituciones.

La política de verdad es mucho más que las peleas chicas a la que nos tiene acostumbrados; es preocuparse por tomar las medidas necesarias para un cambio de verdad, y en este caso es terminar con la actitud mediocre e irresponsable que causó esta tragedia.

¿Cuántas muertes más en los caminos y calles de Chile debemos tener para terminar con la indiferencia? No podemos aceptar como normal que sigan muriendo chilenas y chilenos en las calles y carreteras del país. Tenemos que atrevernos a que Chile progrese con valores.

Si bien las campañas no son suficientes, desde la Fundación Semilla hemos estado en acción por medio de "No te hagas bolsa", iniciativa que apunta a generar conciencia en los jóvenes para que no manejen después de haber bebido alcohol. Como un agente activo de la sociedad civil esperamos contribuir de esta forma, pero aún queda mucho por hacer

Espero que en estas fechas dediquen el tiempo a pasarlo bien, compartir y estar con la familia. cuídense ustedes y cuiden a sus amigos, si ven a alguno tomando no lo dejen manejar u ofrézcanle alguna alternativa para que se dirija hacia su casa. Por favor creemos conciencia entre todos y todas.

jueves, septiembre 11, 2008

¿Internacionalización de la Amazonía?

Me gustaría compartir con ustedes una información que llego a mi correo y que me solicitaron divulgar. Es impecable la respuesta del Ministro de Educación brasileño a una pregunta que le realizan en una Universidad de Estados Unidos sobre la internacionalización de la Amazonía.

A continuación los dejo con la nota:

"No todos los días un brasileño les da una buena y educadísima bofetada a los estadounidenses.

Durante un debate en una universidad de Estados Unidos, le preguntaron al ex gobernador del Distrito Federal y actual Ministro de Educación de Brasil, CRISTOVÃO 'CHICO' BUARQUE, qué pensaba sobre la internacionalización de la Amazonia?

Un estadounidense en las Naciones Unidas introdujo su pregunta, diciendo que esperaba la respuesta de un humanista y no de un brasileño.

Ésta fue la respuesta del Sr. Cristóvão Buarque:

'Realmente, como brasileño, sólo hablaría en contra de la internacionalización de la Amazonia. Por más que nuestros gobiernos no cuiden debidamente ese patrimonio, él es nuestro.

Como humanista, sintiendo el riesgo de la degradación ambiental que sufre la Amazonia, puedo imaginar su internacionalización, como también de todo lo demás, que es de suma importancia para la humanidad.

Si la Amazonia, desde una ética humanista, debe ser internacionalizada, internacionalicemos también las reservas de petróleo del mundo entero.

El petróleo es tan importante para el bienestar de la humanidad como la Amazonia para nuestro futuro. A pesar de eso, los dueños de las reservas creen tener el derecho de aumentar o disminuir la extracción de petróleo y subir o no su precio.

De la misma forma, el capital financiero de los países ricos debería ser internacionalizado. Si la Amazonia es una reserva para todos los seres humanos, no se debería quemar solamente por la voluntad de un dueño o de un país. Quemar la Amazonia es tan grave como el desempleo provocado por las decisiones arbitrarias de los especuladores globales. No podemos permitir que las reservas financieras sirvan para quemar países enteros en la voluptuosidad de la especulación.

También, antes que la Amazonia, me gustaría ver la internacionalización de los grandes museos del mundo. El Louvre no debe pertenecer solo a Francia.

Cada museo del mundo es el guardián de las piezas más bellas producidas por el genio humano. No se puede dejar que ese patrimonio cultural, como es el patrimonio natural amazónico, sea manipulado y destruido por el sólo placer de un propietario o de un país.

No hace mucho tiempo, un millonario japonés decidió enterrar, junto con él, un cuadro de un gran maestro. Por el contrario, ese cuadro tendría que haber sido internacionalizado.

Durante este encuentro, las Naciones Unidas están realizando el Foro Del Milenio, pero algunos presidentes de países tuvieron dificultades para participar, debido a situaciones desagradables surgidas en la frontera de los EE..UU. Por eso, creo que Nueva York, como sede de las Naciones Unidas, debe ser internacionalizada.

Por lo menos Manhatan debería pertenecer a toda la humanidad.

De la misma forma que París, Venecia, Roma, Londres, Río de Janeiro, Brasilia... cada ciudad, con su belleza específica, su historia del mundo, debería pertenecer al mundo entero.

Si EEUU quiere internacionalizar la Amazonia, para no correr el riesgo de dejarla en manos de los brasileños, internacionalicemos todos los arsenales nucleares.
Basta pensar que ellos ya demostraron que son capaces de usar esas armas, provocando una destrucción miles de veces mayor que las lamentables quemas realizadas en los bosques de Brasil.

En sus discursos, los actuales candidatos a la presidencia de los Estados Unidos han defendido la idea de internacionalizar las reservas forestales del mundo a cambio de la deuda. Comencemos usando esa deuda para garantizar que cada niño del mundo tenga la posibilidad de comer y de ir a la escuela. Internacionalicemos a los niños, tratándolos a todos ellos sin importar el país donde nacieron, como patrimonio que merecen los cuidados del mundo entero. Mucho más de lo que se merece la Amazonia. Cuando los dirigentes traten a los niños pobres del mundo como Patrimonio de la Humanidad, no permitirán que trabajen cuando deberían estudiar; que mueran cuando deberían vivir.

Como humanista, acepto defender la internacionalización del mundo; pero, mientras el mundo me trate como brasileño, lucharé para que la Amazonia, sea nuestra.. ¡Solamente nuestra!"

OBSERVACIÓN: Este artículo fue publicado en el NEW YORK TIMES, WASHINGTON POST, USA TODAY y en los mayores diarios de EUROPA y JAPÓN.

En BRASIL y el resto de Latinoamérica, este artículo no fue publicado.

Ayúdanos a divulgarlo…

miércoles, septiembre 10, 2008

UN NUEVO ESPACIO EDUCATIVO


La educación de calidad es un pilar fundamental en el camino hacia la construcción de un país con mayores posibilidades de desarrollo y oportunidades para todos. La sociedad chilena asume esto como una prioridad, sin embargo, las autoridades y la elite política no ha sido capaz de trabajarla desde un punto de vista correcto.


Esto quedó demostrado con la conformación a nivel gubernamental de un Consejo Asesor Presidencial de Educación, en la que algunas de sus conclusiones se tradujeron en el proyecto de ley conocido como “Ley General de Educación” (LGE). Ley, que según mi opinión, ayuda a mejorar de manera incremental las condiciones actuales, pero que no apunta a solucionar el problema de fondo.


Cuando escucho los argumentos de apoyo a la LGE, los cuales apuntan a que se estará contribuyendo al mejoramiento global del sistema educativo, mediante cambios a nivel institucional (como la creación de organismos fiscalizadores), me pregunto ¿Bastan estos cambios para asegurar el mejoramiento de la calidad de la educación?


Es innegable que estas nuevas transformaciones aportarán a una modernización del sistema educativo y a una mejor gestión y control de las instituciones; pero estas transformaciones apuntan a un nivel macro, global, lejos del aula y de la realidad local de la misma.


Estoy convencido que la reforma fundamental, y que no ha estado en la discusión, es la transformación a nivel micro, en la evolución desde lo que conocemos como la sala de clases a la que he denominado como un Nuevo Espacio Educativo. Lo anterior, apunta al mejoramiento de las relaciones al interior de la sala de clases, contemplando 3 puntos fundamentales:


1) Revalorización de la tarea fundamental del educador.


2) La transformación de la idea de conflicto entre estudiante y educador a un plano de cooperación entre ambos.


3) La contextualización de una educación reflexiva por sobre la educación mirada como simple traspaso de conocimiento.


El primer punto consiste en contar con docentes motivados y preparados, por lo que es prioritario que la carrera de Pedagogía sea una de las tres carreras mejor pagadas de nuestro país. Esto se complementará con estrictos sistemas de control y evaluación hacia las instituciones educacionales que la impartan. Así formaremos un nuevo escuadrón de profesores, extremadamente capaces, motivados y valorizados social e individualmente.


En segundo lugar es necesario generar un entendimiento entre el pensamiento de los estudiantes y la labor del educador, donde ambos entiendan que su relación es complementaría y el futuro de ambos depende de la correcta función que cada uno desempeñe. En esta relación es fundamental el rol del estudiante, cuyo comportamiento (dentro y fuera de las escuelas) debe estar basado en los valores de la responsabilidad, el respeto (hacia sus compañeros y sus profesores), en la disciplina, la honestidad y por sobre todo, en el valor del esfuerzo.


Por último, debemos ser capaces de capacitar a todos los profesores y profesoras que pertenecen a otra época y se manejan en códigos culturales diferentes a los de sus estudiantes. Para que cuando se entregue un computador por niño con acceso a Internet gratis, sea la revolución digital y democratizadora de información que Chile necesita. Es fundamental también que los docentes tengan la capacidad de enseñar en base a códigos audiovisuales, privilegiando la reflexión de los educandos por sobre la simple memorización de contenidos.


Todos estos avances se engloban y relacionan con la idea que los establecimientos educacionales deben ser un polo de desarrollo de las comunidades. Soy un convencido que las escuelas, liceos y colegios deben ser siempre un espacio público. Tienen que abrirse a las comunidades y convertirse en un lugar donde no solo se estudie durante las horas de clases, sino donde también se pueda compartir, convivir y desarrollarse después de ese horario.


Finalmente, creo que hoy no es tiempo de planes pequeños. Se requiere coraje y voluntad política para llevar a cabo los proyectos que Chile necesita, no sólo en educación. El Estado tiene que hacer bien su trabajo, pero no puede solo. Los directivos, profesores, estudiantes y las familias tienen que hacerse responsables. Así, construiremos un país que progresa con valores para todos y cada uno de los chilenos.

viernes, septiembre 05, 2008

RECURRIR AL 2% CONSTITUCIONAL ES UN FRACASO

Aquí estoy junto a Don Eduardo Sobarzo de la oficina de correos de Concepción

Comparto con ustedes desde la región del Bío Bío mi opinión sobre el problema del transporte público que afecta a todos los chilenos. Especialmente, me gustaría referirme al tema del Transantiago y a la incapacidad del gobierno de desarrollar una alternativa de solución acorde a lo que se merecen los 6 millones de santiaguinos.

Lamento profundamente que recurrir al 2% constitucional haya sido la solución para el tema del financiamiento para Transantiago. Esto, demuestra la incapacidad del Gobierno y de la oposición de llegar a acuerdo por Chile y su gente. Transantiago es un fracaso, desde el punto de vista técnico y político, que afecta los estándares de dignidad de los usuarios y que afecta también a las regiones.

Creo que un paso importante en el mejoramiento de este sistema es que el control de flota lo realice la Unidad Operativa de Control de Tránsito, pues ellos tienen el conocimiento y experiencia para realizar esta labor. A la vez, hay que caducar las concesiones del troncal 3 y los alimentadores de la zona sur o intervenirlas aplicando la Ley de Seguridad del Estado, pero ello requiere voluntad política para hacerlo y lamentablemente este Gobierno no la ha tenido, mientras que algunos parlamentarios se ha mantenido sólo en declaraciones.

Para solucionar este gran problema hay que hacer las cosas de una manera distinta. La Concertación se agotó en el éxito de la transición, la ciudadanía está perdiendo la confianza en nosotros por la incapacidad técnica de resolver Transantiago y por la incapacidad política de llegar a acuerdos. Debemos salir de las oficinas y de la burocracia. Nuestro trabajo está con la gente y esa convicción parecen no tenerla muchos actores políticos.

Respecto a la actualidad del transporte en el Bío Bío, estoy convencido que Concepción se merece un transporte de calidad. El tren ligero debe llegar a Coronel. Eso es indispensable, porque son los más pobres quienes viven lejos de la ciudad y deben desplazarse grandes distancias para acceder a su trabajo y los servicios.